Sobreviviendo a un 2021 lleno de altibajos

He tenido que rehacer este post, porque se me iba a quedar un final de año 2021 un poco pesimista, y claro, el objetivo de este post es quedarme con algo positivo, que los finales de años sirvan de terapia para lo bueno que se viene después.

¡Vaya añito! ¿Termina por fin el 2021?

Pues si, termina. Si me pongo un poco a pensar sobre el año que estoy dejando atrás, la verdad, y sinceramente, ha sido una puta mierda. Quiero que se vaya ya y no vuelva.

En términos generales ha sido un año lleno de altibajos, meses que he disfrutado mucho de mi trabajo y de lo bien y orgullosa que estoy siendo autónoma, pero otros que tenía ganas de irme a plantar tomates.

Cositas malas que me pasaron

Aunque hayan pasando cosas malas, creo que al final me han servido para crear también cosas buenas. Algunas cosas no puedo hacer nada yo por evitarlas y otras, tengo que ir aprendiendo a gestionarlas mejor.

Juicio

Si, el grandísimo juicio. En Septiembre fue la primera vez que tuve que ir a un juicio. No te voy a mentir, lo pasé horriblemente mal durante todo el año, si no lo has pasado, no sabrás lo mal que se pasa, y encima es un sufrimiento en silencio que no sabes cómo gestionar, porque nadie te prepara para que un cliente te denuncie sin pruebas, y encima, aunque sepas que tienes toda la razón del mundo, pierdas.

Perdí toda la esperanza en la justicia de este país. Estar tan segura de algo, porque tienes medios para defenderte, pruebas y luego parece que no sirve de nada. Que no sirve de nada todos los contratos, facturas, presupuestos y e-mails que envías para que quede todo por escrito.

Solo puedo decirte que aquí estoy, que sigo viva y que no pasa nada. Eso si, económicamente es un palo enorme.

Ay! Mi querida ansiedad

Con todo lo que llevamos hablando de salud mental, ya no nos pilla de sorpresa que alguien tenga ansiedad. Casi todos conocemos a amigos, familiares que están yendo a terapia. Aunque empecé a terapia en 2020, tuve un par de ataques de ansiedad en este 2021 que me dieron un toque de atención en Noviembre.

Llevaba medianamente bien gestionando mi querida ansiedad durante todo el año, pero en Noviembre fue un mes durillo y nada. Cuando sabes que no está bien, lo mejor es parar, darte un respiro y ver porque hay algo que no está funcionando bien. Pararse, pensar y tomar decisiones es lo mejor que pude hacer.

Esta querida ansiedad me ha hecho sentirme mal conmigo misma, dejar de leer, de poder hacer deporte, de ver a mi familia, y de cada vez estar más tiempo sola, porque estar con personas me hacía sentir mal.

Mucho trabajo

Este año ha sido muy complicado la manera de gestionar que he tenido con algunos proyectos. Necesitaba pensar en realidad que es lo que quería hacer para coger perspectiva, y realmente este año he tenido mucho más trabajo del que podía abarcar.

Esa sensación de no tener tiempo para nada y agobiarte por cada problema que venía. He hecho muchas cosas mal, pero esto creo que ha sido lo peor. Utilizar mi tiempo libre para trabajar ha sido una decisión bastante mala y al final, me ha repercutido en mi salud.

¡Vamos con las cosas buenas!

Aunque parece que haya sido un año malísimo, ahora que me pongo a poner todas esas cosas en este post, y empiezo a recordar muchas de las cosas positivas, no ha sido tan malo como me pensaba. Así que vamos a por las cosas buenas:

Tomar decisiones

Si, la verdad que tomar decisiones me hace sentir muy bien. Tomar decisiones forma parte de ser adulta y estoy a tope de orgullosa, porque además, he tomado decisiones de varias cosas en mi vida:

  • Terapia: La decisión de empezar a ir a terapia fue algo que me costó, pero que necesitaba, aunque esta decisión la tomé a finales de 2020, en el 2021 es cuando noté que todo había cambiado para muchísimo mejor. Tengo hasta métricas de mis ansiedades, con eso te digo todo.
  • Deporte: Los tres puntos van un poco unidos. Soy una persona que le encanta el deporte, que no puedo vivir sin hacerlo. Pero tuve tanta ansiedad durante 2020 que lo tuve que dejar y no podía. Gracias a la terapia volví a poder a hacer lo que me gustaba: bicicleta y nadar.
  • Vida sana: Con estos dos puntos más o menos cubiertos, había algo que me perturbaba la mente cada poco. Empezar a cuidarme en serio y cambiar mis hábitos alrededor de la alimentación. Pensad que cocinar para uno solo y vivir solo se hace muy muy difícil. Así que empecé con una nutricionista y es una de las cosas con las que más orgullosa estoy.
  • Clientes: La verdad que en líneas generales, los clientes que he tenido en el 2021 han sido bastante guays, y eso siempre me da paz mental y tranquilidad.
  • Expectativas con clientes: Esto es algo que he tenido que aprender a la fuerza este año. Es cierto que no cojo todo tipo de proyectos y tengo muy bien definido mi tipo de cliente, pero también esto me puede jugar malas pasadas. Muchas veces, me alineo tanto con esos clientes, que hay una línea muy delgada entre mi parte personal (valores, que me guste el proyecto, etc) a cumplir unas expectativas porque claro «Si tiene este tipo de proyecto, tiene que ser buen cliente».

Dreamteam y Señoras Que Rajan

Muchas veces, cuando mentalmente no estás muy bien o estás inestable, eso repercute siempre a las personas que tienes alrededor y durante todo el 2021 me he sentido en deuda con mi compi del alma. He aprendido todo este año a no ser tan impulsiva e intentar que mi ansiedad no hablase. Tomarse las cosas con calma, y dejar pasar unos días antes de decir nada, por si hablaba mi ansiedad y no yo.

Estoy súper orgullosa de nuestro trabajo juntas, ha sido un año lleno de muchas cosas, pero hemos sobrevivido bastante bien y aunque hemos ido un poco lentas con nuestras cosas, hemos estado profesionalmente muy unidas y eso siempre es muy guay y sienta fenomenal.

Señoras Que Rajan nació y ha sido un proyecto que, sin dar mucho trabajo ha resultado bastante guay, parece que a la gente le gusta y tenemos cosas preparadas para 2022.

Señoras que rajan en 2021
Reencuentro de Señoras Que Rajan en 2021

Juicio

Aunque esto también lo haya puesto en cosas malas, me ha venido bien para saber gestionar este tipo cosas. Estoy muy sorprendida conmigo misma cómo me tomé el resultado del juicio. Perder un juicio y dar no sé cuantos mil euros, no es fácil de gestionar, pero lo he hecho de una forma bastante guay. Al final, lo que pasaba por mi cabeza cuando me llamó mi abogada para contármelo, fue: «Ya no puedes hacer nada, estar mal no sirve de nada».

Colaboradoras

Este año sigo haciendo mención especial a Nora Ferreirós, Celi Garoe y María Sáez. Hemos hecho proyectos muy chulos las 4, y este año empezamos a trabajar para mi nueva web, que va a ser un poco mega-castillo (como lo llama Celi).

Tampoco me puedo olvidar de Bárbara Estévez que además de mi abogada, hemos podido colaborar con ella para revisar y hacer contratos, textos legales y asesoramiento legal de cualquier problema con clientes. No sabes la paz mental que puede llegar a tener una abogada en esos casos.

Ágora Crece CoMsentido

Ágora Crece CoMsentido

Me apunté a un grupo de networking capitaneado por Marta Serrano de CoMsentido en el que hicimos un grupo muy chulo, y es muy guay. La verdad que nunca había probado esto de los mastermind, pero es una pasada. Con el tema de la pandemia y que estuve un poco sola, me vino muy bien.

Además, lo bueno de este grupo es que somos todas tan diferentes que congeniamos genial.

Vuelta a la comunidad WordPress

En 2020 aproveché toda la pandemia para desconectar un poco de la comunidad de WordPress y de todas en general. En 2019 me pasé todo el año viajando a WordCamps y muy muy involucrada en la comunidad y eso puede pasar factura. En 2020 terminé bastante quemada, y descansé, sin ir a charlas, ni colaborar en nada, pero en 2021 me apetecía colaborar, aunque algo más pausado.

Oficialmente me hice co-organizadora de la Meetup WordPress de Bilbao y ahí estamos, resurgiendo poco a poco con los eventos presenciales.

WCES 2021 Marta Torre
Charla en WordCamp España online 2021

Ampliación de equipo

Pues si, como no tenía tiempo de casi nada, y necesitaba un poco de ayuda, decidí contratar a una persona: Gina. Empezó porque me pidió hacer unas practicas de un curso de front-end y vi que tenía mucho potencial, así que la contraté unas pocas horas.

Estoy muy contenta de que alguien me pueda echar una mano en proyectos, así que todo guay en este aspecto.

Proyectos que hacen demostrar lo que sé

A finales de 2020 empezamos un proyecto muy gordo, pero mucho, pero mucho más que mucho. Y la verdad, está siendo muy complejo, se nos hizo bastante grande, y en muchas ocasiones he estado llorando por las esquinas, pero luego ha habido momentos de decir: «Joder, qué cosa más guapa he hecho». Falta muy poquito para que lancemos y podré explicarte en la movida que me embarcado. Ha sido duro, con muchas horas y necesito un descanso mental y físico, pero el cliente es un amor y las personas que trabajan en él también.

Para que te hagas una idea, he podido demostrar de verdad que soy desarrolladora full-stack. Aplicaciones en Laravel + vue, conectado a WordPress, montar la infraestructura de sistemas, bases de datos, etc.

Ha sido lo más parecido a trabajar como asalariada por la cantidad de trabajo que había, pero te enseñaré el resultado dentro de poco, que estamos ya para terminar 😉

Menciones y colaboraciones

Este año me han hecho entrevistas y colaboraciones en estos sitios:

Cosas que se vienen

Pues si, siempre que hacemos un repaso del año luego pensamos «Y el 2022 qué». Pues os cuento que es lo que espero del 2022 y qué cosas se vienen.

Cierro OnDesarrollo 😱

Pues si, como lo lees, al final, y aunque me haya costado tomar la decisión, he decidido que lo mejor que puedo hacer por OnDesarrollo es dejarlo morir.

Se reduce a que hace año y medio decidí apostar mucho por mi marca personal como Marta Torre (esta web) y luego cambié de estrategia para que OnDesarrollo englobara los servicios que tenía conjuntos con Nora Ferreirós. Pero claro, OnDesarrollo es un proyecto mío propio y no tenía mucho sentido, era injusto para Nora y no me sentía bien porque OnDesarrollo nació con una idea que ahora tenía apenas sentido.

Así que al final, tomé la decisión de cerrarlo y seguramente crearemos algo nuevo para englobar los servicios que conjuntamente hago con Nora. Espero que os guste la idea.

noradriana

Si todo va bien, en el primer trimestre de año queremos lanzar la web de Nora, eso no quiere que se cumpla 🤣🤣, pero haremos lo que podamos.

Tengo muchas ganas de enseñar lo que he hecho en su web de forma interna, así que ya te iré contando.

Side Project

Junto con Nora, tenemos pensado un proyecto nuevo que puede ser la leche, justo después del lanzamiento su web, trabajaremos en lo que será este nuevo proyecto. Lo tenemos todo claro y todo organizado (somos señoras de bien), pero tenemos que organizar el tiempo para poder trabajar en ello y que no se retrase mucho el lanzamiento.

No os puedo contar nombre ni nada, ya os desvelaremos más cosas sobre el proyecto.

Renovación de mi marca personal

Si te cuento que Nora hizo un nuevo branding en el 2019 no te lo creerás, pero es cierto. No te lo puedo enseñar porque hasta que mi web no salga no tiene sentido. Nora me conoce tanto, que solo me lo ha enseñado, para que no lo empiece a utilizar en todos lados, soy una ansias, así que es lo que hay, está en buen recaudo.

El año pasado, reuní a todo el equipo para empezar a trabajar en mi nueva web (SEO, copy, y diseño). Así que si todo sale bien y con la idea que tenemos, en 2022 puede que salga mi nueva web con mi nuevo branding a la luz. No digo nada, por si acaso, pero es nuestra intención.

Más side-projects

Vamos a ser claras, Nora y yo siempre estamos pensando en proyectos que pueden petarlo. Pero el problema que tenemos es que no tenemos tiempo para todo. Así que si estos tres proyectos salen en fecha cuando pretendemos, todo se andará. Si eres fan de SeñorasQueRajan iremos contando por ahí.

Nueva oficina

Las mejores épocas para tener oficina nueva para mi son Enero y Septiembre. Tenía muchas ganas de estar en un coworking que mereciera la pena en Bilbao, así que allá que voy: Estaré en una oficina súper chula en el centro de Bilbao donde podré trabajar con muchos profesionales y a la vez con un ambiente de trabajo estupendo.

Facturación

He facturado bastante más que en el 2020, pero no cuenta eso, sino que he doblado mi objetivo anual de facturación, y eso siempre es algo positivo. Ahora, mi próximo objetivo será el de bajar las horas de trabajo, porque este año he trabajado muuuuuuuuuuuchísimo y no puede ser. Quiero bajar a 6 horas al día, así que a ver si me lo puedo permitir.

Con esta chapa impresionante, queda un poco la reflexión, que aunque haya sido un año un poco agridulce, tengo muchas cosas positivas en las que centrarme y merece mucho la pena. Siempre pienso que las cosas malas siempre van a estar ahí, pero es cuestión de saber gestionar sin que te afecten demasiado.

Te doy las gracias por estar este año leyendo lo que se me ha venido por la cabezar y espero que no haya sido muy chapas.

¿Y tú? ¿Cómo te ha ido el año? ¿Algo interesante? Escríbeme en comentarios o a través de mi formulario de contacto 👇👇

Imagen destacada: https://www.shutterstock.com/es/image-photo/christmas-tree-background-328442753

4 comentarios en “Sobreviviendo a un 2021 lleno de altibajos”

  1. Muchas gracias por compartir este resumen, Marta. Seguro que el próximo año será de buenas noticias, alegrías y de muchos abrazos y reencuentros. ❤️

    1. Muchas gracias por comentar José, espero verte al año que viene, que este año he echado a mucha gente de menos. 😘

  2. Carlos Longarela

    Estupendo resumen Marta, me quedo con la idea de trabajar seis horas al día, ya que debemos tender a hacer menos horas, más calidad y menos horarios de oficina de 8 horas diarias. Seguro que lo conseguirás y que las partes malas de este 2021 se queden solo en aprendizajes para no repetirlas.

    Un abrazo.

    1. ¡Muchas gracias por escribir Carlos! Lo de trabajar 6 horas no lo veo mal, cuanto tienes el tema económico un poco estabilizado creo que debemos de trabajar menos horas y que las horas que trabajemos sean las más productivas posible y de más calidad. ¡Te animo a ello! 😘

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Responsable: Marta Torre Ajo.
Finalidad: Los datos que te pido son los mínimos necesarios para poder responder a las consultas que realices.
Legitimación: Aceptación expresa de la política de privacidad.
Destinatarios: No cederé nunca tus datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.
Información adicional: Puedes consultar la información detallada en este enlace.

Ir arriba
Ir al contenido