Despidiendo el 2020: Una pandemia y un año lleno de emociones

Como cada año, hago post-terapia de despedida, en este toca decir adiós al 2020. La verdad, es que parece que no, pero escribir sobre el año y ver las cosas positivas te hace afrontar el año que viene de manera diferente.

Un año apocalíptico

Si nos ponemos a revisar el año, todo pensamos en lo mismo: una pandemia. Nunca me hubiera imaginado haber vivido una pandemia con 35 años y en pleno sigo XXI, pero aquí estamos, que parece que escribimos como si fuéramos supervivientes.

Tengo que hacer mención especial a todas esas personas, que han sido responsables, a todas las personas que nos han cuidado, a todas esas personas que han tenido que tomar decisiones duras y a todas esas personas que han sentido el fallecimientos de sus allegados por este horrible virus.

En lo personal

Primero os voy a contar todas las cosas que me han pasado a nivel personal, tampoco voy a entrar mucho, pero son cosas que al final interfieren en lo profesional, y así me conocéis un poquito mejor.

Fallecimiento de mi abuelo. Mi abuelo paterno fallece nada más empezar el año, en Febrero de 2020. Ahora mismo pienso que al final tuve suerte de que falleciese en Febrero y no en Marzo, porque al menos mi padre se pudo despedir de él, yo no tuve esa suerte, estaba en Huelva y los vuelos de un día para otro salen a más de 200€.

Empiezo el año 2020 preparando una mudanza. A finales de 2019 tomé la decisión que necesitaba irme, y que mi sitio era Euskadi. A finales de Febrero me mudé a Portugalete, una ciudad muy bonita muy cerquita de Bilbao, donde me alquilé mi piso de soltera y un despachito para poder trabajar la mar de acogedor.

8 Marzo con Nora. El fin de semana del 8 de Marzo, el último que fui a una manifestación y el último que estuve en contacto con tanta gente, Nora vino a verme a Euskadi a dar el visto bueno al piso nuevo y jugar el MarioKart.

Pandemia mundial. Nadie puede hablar del 2020 sin mencionar lo que nos ha pasado este año. A nivel personal tengo que decir que al principio no me fué nada difícil, pero permanecer confinada, sin nadie, en un sitio nuevo, sola en casa, ha sido bastante complicado. Días que quieres mandar todo a la mierda y días que tienes unos cambios de humor que no puedes con ellos. Días que no puedes ni levantarte de la cama, días que no puedes sonréir y días que necesitas hacer deporte y no puedes.

Terapia. Si, me apetece contarlo porque creo que es algo que tenemos como tabú y es bueno decirlo. A raiz de la pandemia, de estar sola, de algunos problemas con clientes, decidí buscar ayuda (que no sea los audios con Nora xD) y hoy, cuando escribo esto os puedo decir que estoy súper contenta y súper feliz y estoy viendo la luz al final del túnel.

Me hice famosa por un día. Escribí un post así que no voy a repetirme, pero un día me hice famosa y Nora pudo decirme eso de: “Sis, sos famosa”.

Médicos. A mamá la tienen que operar y tengo que ir a Cantabria (saltándome el confinamiento) y me vino bien para ver a mi familia, y comer castañas.

En lo profesional

Comunicación de mi marca personal. Creo que esta es la primera cosa que tengo que destacar en lo que me ha pasado este año. Este año empiezo a trabajar mi marca personal y dejo un lado un poco mi otro proyecto (OnDesarrollo) para utilizarlo solo cuando trabajo con Nora y demás colaboradoras. Tengo que decir que OnDesarrollo como proyecto me costaba un poco de salud mental y la de Nora, así que decidimos hacer una estrategia mas suave y hacerlo todo más natural.

Me hice un Instagram, y entre Twitter, Linkedin, Instagram y este blog creo una estrategia para difundir contenido y poder aportar cosillas al mundo de WordPress y desarrollo.

Mucho, mucho, mucho trabajo. A veces, cuando digo que la pandemia hizo que tuviera mucho trabajo y por esta parte estoy feliz, me siento mal. Cuando empezó la pandemia si que me bajó bastante el trabajo, y estaba un poco asustada de ver lo que podía pasar. Pero llegó Abril y no paré de trabajar.

El dreamteam más fuerte que nunca. El inicio de los buenos tiempos llegan por un proyecto que nos hace mucha, mucha ilusión. El tipo de cliente encaja 100% con nosotras, nos parece un proyecto súper chulo y nos obliga a las dos a salir un poco de la zona de confort, es un proyecto enorme.

Después de firmar este proyecto, parece que empiezan a llover proyectos chulos y bonitos. Ahora mismo, (Diciembre de 2020) tenemos proyectos agendados hasta verano.

También muy contentas por nuestras colaboraciones aquí tengo que hacer mención especial a Celi Garoe y María Sáez que son unas señoras cracks y cuando hacemos equipo las 4 se hacen cosas muy chulas.

Y nuevos side-projects que se vienen para el 2021 y esperemos que los lanzamientos de las nuevas webs de noradriana.com y esta. Tiempo al tiempo.

Nora y yo celebrando firma de proyecto

Limpieza de clientes. Todo este año he aprendido y me ha servido para hacer limpieza de clientes. Muchos de ellos, no me merecía la pena mantenerlos, unos se fueron por su propio pie y otros tuve que despedirles yo. Y he mantenido solo los que me apetecían de verdad, con los que disfruto día a día.

Adiós agencias. Seguro que me habéis escuchado hablar que no me gusta trabajar con agencias. Este año he “intentado” trabajar con dos agencias, y al final, siempre problemas. No me gusta trabajar con agencias. Así que por fin les dije ya que no. No puedes poner que eres autora de sus proyectos, te explotan, te dicen una cosa y luego es otra, malentendidos, nada. No me merece la pena.

Podcast freelandev: En Diciembre sale la entrevista que me hicieron Nahuai y ester en freelandev. Ahí lo lleváis: https://www.freelandev.com/podcast/entrevista-a-profesional-wp-marta-torre/

En definitiva, este año no me he podido aburrir, he hecho cosas muy interesantes y aunque personalmente haya sido un año difícil creo que compenso todo por cambiar a una vida mejor. El equilibrio entre lo personal y profesional siempre es interesante, pero se agradece.

¿Y tú? ¿Cómo te ha ido el año? ¿Algo interesante? Escríbeme en comentarios o a través de mi formulario de contacto👇👇

Imagen destacada: https://www.shutterstock.com/es/image-photo/sneakers-close-finish-2020-start-new-1786483589

6 comentarios en “Despidiendo el 2020: Una pandemia y un año lleno de emociones”

  1. ¡Vaya año! Ha sido duro pero tú le has sacado chispas. Ya sabes que me encanta tu forma de ser, optimista, con las ideas claras y sin pelos en la lengua. 🥰

    Y eso solo es a nivel personal. En lo profesional eres una pedazo de máquina muy top. De las que hay pocas. Así que el gusto de formar parte de vuestras colaboradoras en proyectos es mío, para qué nos vamos a engañar. 😉

    Gracias por contar conmigo. Gracias por ser así. Gracias por rodearte de gente bonita.

    ¡Y mejor 2021! 🎉😘

    1. ¡Celi! ¡Muchas gracias por pasarte por aquí! Tengo que estar muy muy orgullosa de todo lo que hemos conseguido este año.

      Y te doy las gracias por formar parte de mi año de cosas bonitas.

      Creo que es bueno sacar las cosas positivas y hacer este tipo de reflexiones.

      ¡¡Felices fiestas!! Y el 2021 que vaya todavía mejor 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: Marta Torre Ajo.
Finalidad: Los datos que te pido son los mínimos necesarios para poder responder a las consultas que realices.
Legitimación: Aceptación expresa de la política de privacidad.
Destinatarios: No cederé nunca tus datos a terceros, salvo obligación legal.
Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.
Información adicional: Puedes consultar la información detallada en este enlace.